Voluntariado CaixaBank: integración, intervención, acción SOCIAL

Pensar que las cosas son como son. No pensar que las cosas pueden cambiar. Hacer por hacer o no hacer nada…

Si quieres ver el resto de imágenes, pincha en la foto

Día espléndido para pensar, adaptar y cambiar las pequeñas cosas que te hacen repensar en SOCIAL. Charito, Margarita, Benita, Carolina, Patricia, Eli, Elisa, Prado, Ana, Carmen… personas que cuentan con otras capacidades a las que la mayoría de los mortales nos resistimos a alcanzar: sonreír, amar, agradecer, soñar o dar. Cualidades de carácter que la vida nos regala y solo unas pocas personas practican desde la inocente perspectiva que da la gratitud.

Charito, Margarita, Benita, Carolina, Patricia, Eli, Elisa, Prado, Ana y Carmen, nos han regalado un trocito de esperanza en el Día del Voluntariado CaixaBank. Nos han facilitado la posibilidad de normalizar las relaciones entre quienes tenemos capacidad de elegir y quienes tienen la necesidad de ser elegidos. Nos han otorgado el privilegio de convertirnos en personas, en sociales, en voluntarios.

La visita al bosque de la ciudad financiera del banco Santander en Boadilla de Monte, no ha podido ser más grata. En el bosque se han recreado tres ecosistemas naturales: zona forestal mediterránea (con encina y pino, principalmente), zona de humedales y bosque de ribera, y la zona arbustiva. Cada uno con su propia vegetación y fauna. En definitiva, un espacio único creado a partir de una renaturalización muy lograda: parece que el bosque siempre hubiera estado ahí.

La jornada arrancó con la marcha senderista que, serpenteando por la margen izquierda del Arroyo de los Majuelos, nos llevó hasta la barrera de acceso al enclave que la entidad financiera tiene en la localidad madrileña. ANDARINES, un grupo de personas mayores, según sus carnets de identidad que no de sus piernas y entusiasmo, se ponían la gorra del voluntariado para acompañar a las usuarias de la Fundación Cal Pau a lo largo de la visita al bosque. Por cierto, perfectamente guiada por la entusiasta Sara, técnica del aula Medioambiental de Boadilla (gracias Sara por ser y estar). Tras poco más de diez kilómetros de recorrido baja un precioso sol otoñal, el grupo, las personas, hemos disfrutado de un deliciosa aperitivo preparado por Lucía y Alex (gracias chicos) donde el reencuentro se hecho realidad.

Mientras tanto, Natalia, Lydia y Carlos (animales sociales… qué puedo decir, millones de gracias), daban muestra de su capacidad SOCIAL aplicando saberes, conocimiento y mucho sentido común. Integración, intervención, acción SOCIAL.

Cuando la tierra se come al sol sale la luna (6)

Sí, hasta en seis ocasiones, los ANDARINES hemos podido disfrutar de e uno de los espectáculos visuales más increíbles que la madre naturaleza nos regala. Si bien es cierto que el esfuerzo y la entrega por superarse no siempre tiene su recompensa, en la montaña el premio está garantizado. Si además puedes compartir la vivencia con un grupo de personas mayores ávidos de conocimientos y experiencias en las cumbres, el trofeo sabe a laureles.

Aunque como dice el maestro Arsenio, impulsor de la actividad y sostenedor del grupo, la mayoría de los ANDARINES que realizan la gesta no suelen repetir la caminata, en sus retinas siempre quedarán los brochazos de color anaranjados del horizonte castellano cuando la tierra se come al sol y las sutiles pinceladas del rojizo despertar de la luna sobre la ciudad de Madrid.

Pincha en la foto que comparte Juana para ver el resto de imágenes

Magnífica la experiencia, soberbia la actitud del grupo (Agustín, Ángela, Antonio, Arsenio, Carmen , Chiqui, Conchi, Eusebio, Hannah, Javier, Juana, Laura, María Jesús, Paco, Shi Xu y Teresa) y enorme el agradecimiento a la Obra Social de «la Caixa» que permite hacer muy fácil lo que más nos gusta: AYUDAR.

La Barranca

El valle de la Barranca tiene en el agua un fiel aliado. Tanto es así, que ni siquiera las altas temperaturas previstas han impedido el disfrute de los ANDARINES en nuestra ruta programada. El ruido del agua corriendo por los regajos solo se ha visto alterado por las explosiones de los tanques que maniobraban en la no muy lejana sierra del Hoyo de Manzanares y, de manera más grata, por el rítmico estribillo de nuestras pisadas sobre el terreno. El agua que se derrama por los arroyos del valle le dan a éste una apariencia casi alpina y hacen de su entorno un espacio mágico.

Pincha en la foto de nuestro nuevo ANDARÍN, Shi Xu (gracias por tus fotos) y podrás ver el resto de imágenes.

Un día más, los ANDARINES, nos hemos calzado las botas para disfrutar de una jornada entre amigos, bonitos paisajes y reencuentros memorables. Quería María, querido Paco, gracias por esta ahí.

 

La Ducha de los Alemanes, el Reloj de Cela, el Mirador de los Poetas y descenso hacia Cercedilla

Arrancamos nuevo curso, y van… mejor no contarlos sino disfrutarlos, esta vez en el entorno del Valle de la Fuenfría para disfrutar de un paseo sin mayor dificultad que los ANDARINES, hemos disfrutado por las vistas, la luz, la temperatura y, por su puesto, por la magnífica compañía. Compañía que se ha visto aumentada gracias a la incorporación de los amigos y amigas de La Moravilla a quienes damos la bienvenida.

Partimos desde el parking de la fuente de Majavilán para enseguida llegar al puente del Descalzo y ascender hasta la pradera de Cuatro Caminos notando el desnivel en las piernas. Tomamos la pista de la Carretera de la República y, tras otro corto tramo de bastante desnivel llegamos a la Dicha de los Alemanes.

Pincha en la foto y podrás ver el resto de imágenes

El paseo que nos lleva al refugio de Navarrulaque es un regalo para los sentidos. Tras las fotos de rigor, con el majestuoso circo de los Sietes Picos al alcance de nuestras manos, nos acercamos el Reloj de Cela para, desde allí, ir directamente al mirador de Luis Rosales. Un momento para añorar la vida contemplativa y comer alguna cosas con el Valle del Guadarrama a nuestros pies.

El regreso por la pedregosa Senda del Sevillano se hace amena y rápida. Sin darnos cuenta hemos cumplido con nuestra primera salida montañera del curso 19/20 y nos despedimos con el deseo de volver a juntarnos entre ANDARINES

Patones y el Pontón de la Oliva

Una experiencia más con el grupo más GRANDE con el que jamás había trabajado: ANDARINES

La salida de ayer fue, sencillamente, magnífica. Acompañó la climatología, acompañó el recorrido y acompañó la compañía… ¿se puede pedir más?, seguramente, más días como el de ayer. ¡¡Millones de gracias!!

La ruta estaba dividida, como de costumbre, en varios tramos para que cualquier persona, en la medida de sus posibilidades y apetencias, se anime a contactar con la naturaleza y el grupo. El primer tramo discurrió sobre las últimas aguas de la margen derecha del río Lozoya, antes de desembocar en el río Jarama, una vez pasada la presa del Pontón de la Oliva.

Pincha en la foto para ver el resto de imágenes

La segunda, hasta alcanzar Patones de Abajo, nos brindó la posibilidad de disfrutar, desde la altura que te ofrece caminar sobre las tuberías del Canal de YII, de los campos de labor de la vecina Guadalajara y la frondosa ribera del Jarama, siempre con la silueta de Uceda y Torremocha de Jarama en nuestros ojos.

La tercera y última, quizá la más dura por la acumulación de kilómetros y por el perfil sube y baja del tramo, nos llevó desde el colapsado por el tráfico Patones de Arriba, hasta la base de la cueva del Reguerillo donde estaba el final del trayecto.

 

Aquí os dejo el enlace al perfil de la etapa en 3D que, como de costumbre, comparte Bene con todos nosotros. https://www.relive.cc/view/p93033869

Tras una merecida cerveza, el grupo, regresó con la sensación de querer más. Así será.

Besos, abrazos y hasta la próxima.

Sillada de Garcisancho desde la Angostura

Si bien es cierto que a estas alturas de año el frío y la nieve deberían ser los acompañantes de los ANDARINES, la cruda realidad, muestra todo lo contrario. Espléndida mañana en la que el sol y, a veces, el calor nos han acompañado en nuestro caminar por le valle de la Angostura.

Pincha en la foto para ver el resto de imágenes

Desde el parking de la Isla, siempre por la margen derecha del incipiente Lozoya, hemos tomado altura hasta alcanzar la sillada de Garcisancho después de superar poco más de 500 metros de desnivel acumulados, la mayoría, en el último tramo de la subida paralelos al arroyo de la Laguna Grande de Peñalara. Después, todo bajada. Al principio con algo de hielo y nieve, realizamos un vertiginoso descenso hasta el Mirador de los Robledos justo en la base del monumento al Guarda Forestal.

Una vez más, como no pude ser de otra forma, la compañía ha resultado ser lo mejor de la jornada. a todos los que hacéis posible esta locura en la montaña: mil gracias!!!

Cascada del Hervidero

Preciosa la mañana, precioso el paseo y preciosa la compañía.

La primera salida del año la realizamos sobre las márgenes del río Guadalix desde San Agustín hasta rozar el término de Pedrezuela. Paseo amable por el perfil, la climatología y el paisaje. Parece mentira que escasos 40 Km de Madrid se pueda disfrutar tanto de la naturaleza.

El reencuentro de los ANDARINES, tras el parón navideño, se hace más grato aún cuando tenemos nuevas incorporaciones que aumentan el grupo y la calidad humana del mismo. En esta ocasión hasta 25 ANDARINES nos dimos cita para salvar los 268 mt de desnivel de la ruta de 16Km que completamos en poco más de 3 horas y 15 minutos en movimiento.

Si quieres ver el resto de imágenes pincha aquí

No dejéis de ver en este enlace  el perfil de la ruta en 3D que podéis disfrutar gracias a la aportación de Bene

https://www.relive.cc/view/2104676413?r=wa

Mil gracias a todos!!

El Carro del Diablo

El otoño ofrece miles de posibilidades para disfrutar de una jornada montañera y de setas. Si esto lo haces con un maravilloso grupo de personas entregadas a la causa de compartir y participar…pues doble satisfacción.

Así fue, la jornada amenazaba lluvia y los que nos regaló fue un día otoñal esplendoroso. En el que además de disfrutar del paisaje de este rincón de la Sierra del Guadarrama, tuvimos la ocasión de aprender algunas nociones básicas de micología y pudimos escuchar consejos útiles para la recolección segura de los hongos.

Si quieres ver el resto de imágenes pincha en la foto

La caminata comenzó a las puertas del Real Monasterio de santa María del Paular desde el que accedimos al Bosque Finlandés por el puente del Perdón. La fuerte subida hasta la puerta del Reventón se hizo amable por los descansos y el paisaje animaba a su disfrute más allá de atender a la pendiente.

Las moles graníticas de la Carretilla y el Carro del diablo marcaron el tendido descenso hasta el punto de partida donde con las piernas pidiendo más!!!

 

Mil gracias a todos y hasta la próxima!!!

Voluntarios de «la Caixa» + Andarines = insuperable

Las diferentes formas de hacer voluntariado, de ser voluntario o, sencillamente, de sentirse voluntario, pueden manifestarse de múltiples formas. Muchas son las acepciones que definen una acción voluntaria, más aún son las definiciones del voluntariado y de las personas que lo realizan pero, más allá de la teoría están los hechos que demuestran la importancia del acompañamiento en los procesos de participación y relación entre las personas. Los voluntarios de «la Caixa», nos han regalado su tiempo, nos han dado sus manos y nos han ofrecido su saber ser.

¡¡¡GRACIAS!!!

La jornada de hoy ha resultado magnífica. Nos ha respetado la climatología, nos ha encantado la ruta y nos ha permitido seguir engordando este gran grupo de grandes personas. Sin lugar a dudas, días como los de hoy, solo invitan a seguir creyendo en las personas.

Si quieres ver el resto de imágenes que nos han regalado Maty, Dolors, Iris, Domingo y Paco… pincha en la foto de Andrés, cuya  expresión, refleja el sentir general del grupo: satisfacción.

Gracias a todos por hacer fácil y posible lo improbable.

 

El Frente del Agua

Una nueva jornada en la que los ANDARINES nos hemos dado cita para cumplir con el compromiso no escrito de disfrutar de los recursos naturales próximos en la mejor compañía. Paso a paso, día a día las personas que componen este gran grupo, hacen posible una pequeña historia de superación. GRACIAS!!!

Pincha en la foto para ver el resto de imágenes que nos han regalado Maty, Paco, Domingo y Maite

Precioso día de febrero para caminar por los alrededores de Paredes de Buitrago descubriendo senderos cargados de historia que nos han trasladado a uno de los principales escenarios de la Guerra Civil.  A lo largo de la ruta hemos dejado a nuestro paso: bunkers, ,nidos de ametralladora, puestos de mando,casamatas, trincheras , refugios de tropas y fortines, algunos conservados en un estado impecable.

En breve os comunicaremos la próxima ruta, si bien, ya podemos adelantar que con motivo de la celebración de la Semana Social de «la Caixa» realizaremos una ascensión a la Bola del Mundo con grupo de voluntarios de la entidad y con nuestros amigo de la Asociación Lunzo.

Gracias a todos por estar ahí.